1118: Una cruz en el cielo en la conquista de Alcalá


1. INTRODUCCION.

La ciudad de Alcalá de Henares es Ciudad Patrimonio de la Humanidad desde el año 1998, por reconocimiento de la UNESCO, junto con otras nueve ciudades españolas. Aunque pertenece a la Comunidad de Madrid, su término municipal se extiende sobre la comarca natural de La Campiña, abarcando parte de La Alcarria. Su proximidad geográfica a Guadalajara hace que tenga unos vínculos sociales, culturales e históricos con nuestra provincia.
Si buscamos en internet información sobre la historia de Alcalá de Henares, (1.1) podemos encontrar interesantes relatos y leyendas relacionadas con los Santos Niños Justo y Pastor, su matrona la Virgen del Val, sus ya desaparecidas hostias incorruptas, el cadáver milagrero de San Diego de Alcalá. pero ninguna tan misteriosa como la aparición de una cruz en el cielo durante la conquista de la antigua ciudad a los árabes, el 3 de mayo de 1118.

2. LA HISTORIA RECOGIDA POR LAS FUENTES TURISTICAS LOCALES.

El relato se recoge en folletos y webs de información turística, al referirse al origen de la ciudad, cuando Alcalá La Vieja y su castillo fueron conquistados a los musulmanes.
Por ejemplo, en www.portal-local.com (2.1) se nos cuenta lo siguiente:

En otra web www.infotourAlcalá.com (2.2) también se menciona la supuesta aparición de la cruz en el momento de la conquista del castillo de Alcalá La Vieja. (2.3).

3. BREVE HISTORIA DEL CASTILLO QAL'A ABD AL-SALAM.

Uno de los problemas que nos encontramos ante estos relatos es la ausencia de documentos próximos en el tiempo que ratifiquen el prodigio celeste que aconteció ese día.
De los intentos de conquista de los cristianos de la ciudad de Complutum y de Alcalá la Vieja, Qal'a Abd al-Salam, en los cerros al otro lado del río Henares, donde situamos el castillo, tenemos referencia documental y arqueológica por ambos bandos (3.1)(3.2)(3.3).
Aunque sabemos que en el año 711 entraron los musulmanes por el estrecho de Gibraltar, desconocemos exactamente cuando pasaron por nuestra comarca las tropas de Tariq y Muza, y el impacto que tuvo sobre la población hispanovisigoda de la ruralizada Complutum, que por aquel entonces era una de las ciudades más grandes y pobladas de la región.
Debemos esperar hasta el siglo IX donde ya tenemos constancia del castillo árabe de Qal'a Abd al-Salam o Alcalá la Vieja, en el reinado de Muhammad I debido a los ataques y pillajes de las tropas cristianas, donde ya era zona de frontera de la defensa de Toledo como parte de Al-Andalus.
Su ubicación fuera del casco urbano de Complutum, en los cerros, se debe a su posición estratégica en una de las rutas que comunicaba Zaragoza con Córdoba a través de Toledo, una de las más importantes vías de entonces. La fortaleza se situó en un pequeño cerro de 630 metros de altitud, entre los otros cerros de Ecce Homo y el Malvecino, y allí residia el gobernador y una guarnición de soldados.
Desde entonces, existen referencias en las crónicas musulmanas y cristianas de los distintos intentos de conquistar el castillo, a lo largo de los años, y las batallas y asedios que se dieron en sus alrededores.
En la campaña de 1062, estando al mando Fernando I el Magno (3.4), tras un tiempo sitiando el castillo, y viendo el rey moro Al-Mamun de Toledo (3.5) su crítica y penosa situación, decidió ofrecer un tributo al rey Fernando, con regalos y riquezas, para que los cristianos se retiraran en paz, como así sucedió. Este acto se menciona en "El cantar del Mio Cid" (3.6).
En 1085, tuvo lugar un fallido intento de Alfonso VI (3.7) de tomar la fortaleza.
Una vez que el reino de Toledo cayó en manos cristianas, el castillo quedó aislado, poco menos que a su suerte. Y poco después, en el año 1118, don Bernardo de Agen (3.8), arzobispo de Toledo, logra conquistarlo tras un largo asedio, el día 3 de mayo, festividad de la Santa Cruz, bajo el prodigio de la aparición de una cruz en el cielo, en lo alto del cerro del Ecce Homo.
Se conquistó la fortaleza de Alcalá la Vieja en nombre del reino de Castilla, por entonces en una situación conflictiva entre Urraca I, reina titular de León y Castilla, su segundo marido, Alfonso I el batallador, rey de Aragón, y el hijo primogénito del primer matrimonio de la reina, Alfonso Raimúndez, el futuro Alfonso VII. (3.9)
Aunque no todos los cronistas e historiadores coinciden en la fecha en que fue conquistado, como veremos a continuación.

4. RECOPILACION DE MENCIONES HISTORICAS

4.1: AUTOR: Rodrigo Jiménez de Rada (1170-1247)
LIBRO: De Rebus Hispaniae
FECHA: primera mitad del siglo XIII.

Las primeras menciones digitalizadas en internet sobre la toma del castillo de Alcalá la Vieja, las he encontrado en los libros del arzobispo de Toledo, don. Rodrigo Jiménez de Rada (4.1.1), en "Historia arabum". y "De rebus Hispaniae" (4.1.2), escritos a principios del siglo XIII.
En concreto "De rebus Hispaniae" (4.1.3) fue también conocida por "Historia gótica", "cronicón del toledano" o "crónica de las cosas sucedidas en España". Consta de nueve libros, y durante siglos ha sido una fuente crucial para el estudio de la historia de España. En 1989, Juan Fernández Valverde publicó una traducción al castellano bajo el titulo de "Historia de los hechos de España".(4.1.4)
En el capitulo dedicado a la conquista de Alcalá, se comenta que el primado Bernardo organizó el asedio del castillo levantan otro castillo desde una colina donde dominaba al primero, y que los habitantes del lugar, victimas del hambre, decidieron escapar, abandonándolo. No hay ninguna mención a la aparición de una cruz, ni de la fecha del suceso.

Capitulo CLX: Cómo el Cid Ruiz Díaz ganó a Valencia, y venció al rey de Aragón y al rey moro que se llamaba Bucar:

4.2: AUTOR: anónimo
LIBRO: Anales toledanos
FECHA: Siglo XIII.

Los "Anales Toledanos" (4.2.1) son una serie de tres cronologías escritas en el siglo XIII, por varios autores anónimos, escritos en romance castellano, que abarcan la historia de Toledo, desde el nacimiento de Jesús hasta el año 1303.
Son una recopilación de pequeñas notas cronológicas, que incorporan informaciones de todos los reinos peninsulares, pero especialmente sobre Toledo. Citan temas sobre la monarquía, batallas, fenómenos celestes y naturales .(4.2.2)
Nos interesa "anales primeros toledanos", que fueron recogidos y publicados por primera vez por Francisco de Berganza, en su libro "Antigüedades de España" (1721). Posteriormente Enrique Flórez hizo lo mismo en su tomo XXIII de "España Sagrada" (1767).(4.2.3)
Allí se menciona brevemente la toma de Alcalá por parte del arzobispo Bernardo, aportando un año, pero sin mencionar ninguna cruz en el cielo.

4.3: AUTOR: Antonio de Lalaing (1480-1540).
LIBRO: Primer viaje de Felipe el Hermoso a España
FECHA: noticia del 1502

Antonio de Lalaing, señor de Montigny (4.3.1) escribió "Primer viaje de Felipe el Hermoso a España en 1501", y que fue publicado en la "colección de los viajes de los soberanos de los Países Bajos" por M.Gachard en 1876. (4.3.2)
A su paso por Alcalá en el año 1502, junto con el séquito de Felipe el Hermoso, recoge la siguiente historia que contaba la tradición, con la aparición de una cruz en el cielo:

"Capítulo treinta y seis: habla del milagro de la santa cruz sucedido sobre la conquista la ciudad de Alcalá la Vieja".
Esta es una traducción del francés utilizada por Leopoldo Torres Balbas, en el Boletín de la Real Academia de la Historia, de 1959, en Estudios de Arqueología e Historia urbana, en su artículo "Complutum, Qal'at 'abd al-salam y Alcalá de Henares." (4.3.3)

4.4: AUTOR: Florián de Ocampo (1499-1558)
LIBRO: Las cuatro partes enteras de la crónica de España de Alfonso X el Sabio
FECHA:1541.

De Florián de Ocampo (4.4.1), historiador y cronista de Carlos I;, mencionaremos su libro "Las cuatro partes enteras de la crónica de España de Alfonso X el Sabio", de 1541, que escribió basándose en otros libros de Crónicas mas antiguas. Pocos años después la amplió con una quinta parte.
En su cuarta parte, denominada "crónica ocampiana", (4.4.2) (4.4.3) narra la toma del castillo, y Ocampo escribe un texto casi igual al de Rodrigo Jiménez de Rada, donde los moros asediados abandonaron el castillo por hambre. Tampoco menciona para nada la aparición de una cruz en el cielo, ni ninguna fecha

Cuarta parte. Capítulo "Alcalá cobrada".

4.5: AUTOR: Ambrosio de Morales (1513-1591)
LIBRO: La vida, el martyrio, de San Justo y Pastor
FECHA:1568.

Ambrosio de Morales (4.5.1) es el autor de "La vida, el martyrio, de San Justo y Pastor" (1568)(4.5.2), "Opúsculos castellanos".(que podemos consulta en una edición de 1793 realizada por Francisco Valerio(4.5.3) ); y de "Crónica General de España" (1553, que se trata de una ampliación de la escrita en cinco libros por Florián de Ocampo años antes).
Morales era un humanista, historiador y arqueólogo, con vínculos con Alcalá de Henares y su Universidad. En sus escritos se percibe un estricto rigor científico, examina meticulosamente las fuentes en las que se basa, sobre todo en sus libros de historia de España, donde buscaba información mas directa visitando los lugares de los hechos, y recogiendo datos arqueológicos, costumbres, arte, lengua y otros temas que aporten un conocimiento contextuado en el conjunto.
Todo esto lo podemos ver cuando se refiere a la conquista del castillo de Alcalá la Vieja. Se basa en lo descrito por Ocampo: el arzobispo de Toledo, don Bernardo cercó el castillo de Alcalá, y viendo lo dificultoso de su toma, se construyó otro castillo por bastida. En este caso, los moros no abandonaron por hambre, sino por el acoso de los cristianos.
Pero añade un relato inédito, que se había conservado oralmente desde entonces entre la gente: la aparición de una cruz en el cielo en el asedio del castillo.

"Opúsculos castellanos". Las antigüedades de Alcalá de Henares:

4.6: AUTOR: Juan de Mariana (1536-1624).
LIBRO: Historia General de España
FECHA:1592.

Juan de Mariana (4.6.1) Autor de "Historiae de rebus Hispaniae" en 20 libros (1592),ampliada a 30 (1605); y que reeditó traducida al castellano con el titulo de "Historia General de España" (1601). (4.6.2). Fue un historiador obsesionado con la verdad, y apuraba al limite el contenido veraz de los cronicones de la época.
En su décimo libro, en el capitulo catorce, "De las guerras que el rey de Castilla hizo contra los moros", habla de la muerte del arzobispo don Bernardo, y de la toma del castillo de Alcalá, doce u ocho años antes de su muerte, ocurrida en el 1128. En definitiva, que el suceso pudo ocurrir en el 1116 o en el 1120. No menciona ninguna aparición de una cruz en el cielo.

Décimo libro, capítulo catorce.

4.7: AUTOR: Jerónimo Román de la Higuera, (15xx-1611)
LIBRO: Falsos cronicones. Juliano y Dextro.
FECHA: 1594.

Flavio Lucio Dextro (del siglo V) (4.7.1) autor de "Chronicon Omnimodae Historiae" con una reedición que lo rescató del olvido en 1594. Juliano (Julián Pérez Alvarez, del siglo XII) autor de "Adversarios" y "Chronicon".
Estos tres libros, entre otros, fueron tomados como referencia histórica durante los siguientes dos siglos. Sus relatos fueron la base para que otros autores Alcalaínos reconstruyeran la historia de la ciudad. Sin embargo, hoy sabemos que estos textos fueron manipulados, retocados e incluso inventados por el jesuita Jerónimo Román de la Higuera, (4.7.2). dentro de los llamados "falsos cronicones" (4.7.3). Es considerado como un gran embaucador.
El objetivo de Román de la Higuera era reconstruir la historia de España a favor del catolicismo reinante en el siglo XVI, una historia trascendente y universal, un nacionalismo lleno de leyendas y relatos muchas veces mitológicos, con una perspectiva cristiana, donde el rey soberano es el lugarteniente de Dios, ayudados por individuos excepcionales (como el Cid Campeador, en este caso). Los historiadores de siglos posteriores denunciaron sus manipulaciones con mucha dureza (4.7.4) (4.7.5)
Cuando Juliano (mejor dicho, Román de la Higuera), en sus "adversarios", nos relata lo acontecido en la conquista de Alcalá La Vieja, no sabremos cuanto de invención tiene:
En este caso, nos aporta la fecha, 3 de mayo de 1118, coincidente con la festividad de la Santa Cruz, por el descubrimiento por Santa Elena de la auténtica cruz donde fue crucificado Jesucristo. Me inclino a pensar que se inventó esta fecha, e hizo coincidir el milagro celeste con el día de la festividad de la cruz.

4.8: AUTOR: Francisco de Pisa (1534-1616)
LIBRO: Descripción de la imperial ciudad de Toledo
FECHA: 1605.

Francisco de Pisa (4.8.1), autor de. "Descripción de la imperial ciudad de Toledo.(Historia de los arzobispos de Toledo)" (1605). (4.8.2) En su libro cuarto, "de la historia de Toledo", en el capitulo III, donde habla de la muerte del arzobispo don Bernardo, hace mención de la toma del castillo de Alcalá, doce u ocho años antes de la muerte del mismo, ocurrida en el 1128. Se basa en los textos de Juan de Mariana, pero en este caso sí que se menciona la aparición de la cruz, en 1116 o 1120, pero sin aportar el día en concreto.

Libro cuarto, "de la historia de Toledo", capitulo III

4.9: AUTOR: Fray Prudencio de Sandoval, (1552-1620)
LIBRO: Historia de los reyes de Castilla y de León
FECHA: 1634.

Fray Prudencio de Sandoval, (4.9.1) autor de "Historia de los reyes de Castilla y de León" (1634). (4.9.2). Continuó la crónica de la historia de España iniciada por Florián de Ocampo y Ambrosio de Morales. Tiene gran prestigio como historiador. Menciona la aparición de una cruz en la toma de Alcalá.

Capitulo "El emperador Alfonso VII". , apartado "Muerte de Don Bernardo, arzobispo de Toledo"

4.10: AUTOR: Pedro Tamayo y otros.
LIBRO: Annales Complutenses. Sucesión de tiempos desde los primeros fundadores griegos hasta estos nuestros que corren
FECHA: 1652.

Pedro Tamayo, (4.10.1) fue uno de los canónigos conocidos de la Iglesia Magistral de Alcalá de Henares, que escribieron y compilaron el libro "annales complutenses" (1652) (4.10.2), sin llegar a terminar su tarea, en la primera mitad del siglo XVII, y que gracias a una edición de Carlos Sáez de 1990 se ha hecho popular.
Desgraciadamente, fueron confeccionados casi en su totalidad sobre los falsos cronicones, sobre todo de los de Dextro y Juliano,(que son falsificaciones escritas por Román de la Higuera ) lo que le resta mucha credibilidad a la hora de saber si se trata de una historia mas o menos real, exagerada o inventada por el autor del falso cronicón. Hay que tener en cuenta que la toma del castillo la hace el mismísimo Cid Campeador acompañando al arzobispo Bernardo y al rey Alfonso. Propone la fecha del 3 de mayo de 1116, ya que ese año figura grabado en un sillar de un puente de la zona.

Resumen de "Anales complutenses" Capitulo 15. "Cerca el arzobispo Alcalá y ganase con el ayuda del Cid y del rey Don Alfonso".
Año de 1116. El arzobispo don Bernardo, tras volver a Toledo, logra reunir un pequeño ejercito para tomar el castillo de Alcalá, a pesar de ser una tarea difícil y complicada. Tras varios intentos, los moros logran evitar los primeros ataques cristianos al castillo. Tras estos fracasos, el rey Alfonso manda al Cid y a Alvar Fáñez que acompañen al arzobispo en esta tarea. Poco después, los árabes contraatacaron en varias ocasiones, batallando en zonas próximas como en la ribera del río Camarmilla o en el Camino de Talamanca, con numerosas bajas en ambos bandos. El combate se redujo hasta la ribera del río Henares. Los cristianos lograron ganar un cerro, el llamado Pico del Malvecino, donde construyeron un castillejo a modo de bastida, una torre de asalto, donde armaban sus trabucos y arrojaban grandes piedras contra los muros del castillo de los moros, donde resistían el asedio como podían. Hubo varios ataques de asalto encomendándose a Santiago, pero los árabes se defendían con gran valor, impidiendo las subidas por los muros del castillo.
Pero el día tres de mayo, en otro ataque dirigido por el Cid, y que estaba siendo derrotado momentaneamente el ejercito cristiano, apareció sobre una colina una cruz resplandeciente, que dio muchos brios a las tropas, que lo tomaron como una señal de triunfo. Lograron la victoria final con la toma del castillo, tomando un gran numero de cautivos, y un gran tesoro de plata, seda y oro, que ofrecieron al cielo por tan maravilloso milagro. Se construyó una ermita en lo alto del cerro donde se apareció la cruz, y donde cada tres de mayo una cofradía celebra la fiesta con una procesión recordando el milagro.
Así lo recoge la tradición común y lo refieren los ancianos que lo oyeron a sus mayores.

4.11: AUTOR: Miguel de Portilla y Esquivel (1660-1732).
LIBRO: Historia de la ciudad de Compluto, vulgarmente Alcalá de Santiuste, y aora de Henares
FECHA: 1725.

Miguel de Portilla y Esquivel (4.11.1).(4.11.2) Escribió "Historia de la ciudad de Compluto, vulgarmente Alcalá de Santiuste, y aora de Henares" (1725) (4.11.3). Defensor acérrimo de los falsos cronicones, los cita y copia continuamente, sobre todo en la primera parte del libro, y además lamenta que otros autores no hagan lo mismo y los tengan en poca estima y fiabilidad. Relata de un modo extenso la aparición de la cruz en el cielo el tres de mayo de 1118.

Primera parte de la historia. Capitulo XIX. (103) "Una aparición prodigiosa de la Santa Cruz".

4.12: AUTOR: Pascual Madoz (1806-1870)
LIBRO: Diccionario geográfico estadístico histórico de España y sus posesiones de ultramar
FECHA: 1850.

Pascual Madoz y su "Diccionario geográfico estadístico histórico de España y sus posesiones de ultramar" (1850), mas conocido como "diccionario de Madoz". Recoge citas de otros autores, mencionando la aparición de la cruz.

4.13: AUTOR: Esteban Azaña.(1850-1890)
LIBRO: Historia de la ciudad de Alcalá de Henares
FECHA: 1885.

Esteban Azaña,(4.13.1) autor de "Historia de la ciudad de Alcalá de Henares". (1885).(4.13.2) Nacido en Alcalá de Henares, hijo de Manuel Azaña, presidente de la II Republica Española, fue un destacado alcalde y político local con mucha afición a la historia de su ciudad. En su libro menciona la conquista del castillo a los musulmanes, con la aparición de una cruz en el cielo, el tres de mayo de 1114, basándose en todos los relatos de autores antiguos, pero con un gran estilo narrativo, épico y literario. Desgraciadamente, la historia se basa en su gran parte en los falsos cronicones, como ha sido habitual a lo largo de los años, siguiendo con los tópicos cristianos y de exaltación de España.

Libro I, capitulo VII "Al-kala en Nahb" (4.13.3)

5. LAS ERMITAS, LAS COFRADIAS Y LA ROMERIA.

Como hemos podido leer en las crónicas históricas sobre la conquista de Alcalá la Vieja, sobre todo en los textos de Portilla, se construyó en lo alto del cerro una ermita que llamaron de la Vera Cruz, para conmemorar el milagro de la aparición de la cruz. (5.1)
Hoy en día (5.2) sólo podemos ver su planta, un templo rectangular con ábside semicircular orientado al Este, hacia Tierra Santa, típico del siglo XII o XIII. En el interior de sus desaparecidos muros, podrían haber tenido pinturas románicas en frescos; ya que se nos describe la existencia de una cruz azul dibujada en la pared del templo, al lado del altar.
A unos veinte metros, casi apiñadas, se levantaron otras dos ermitas, algo más pequeñas: la ermita del Ecce Homo, de la que solo queda la planta sin ábside semicircular, y los restos de un muro que tiende a desaparecer; y la ermita del Santo Sepulcro, excavada en la piedra caliza viva, y el conglomerado de canto rodado en arcilla de la zona, y de la que solo nos queda un arco apuntado que tenia las efigies de Cristo y María, que han sido tapadas con pintura azul metálica de un infame grafitero.
No solo estaban estas tres ermitas, sino que, según los relatos de Portilla, en la ladera del cerro se levantaron otras pequeñas capillas, ya desaparecidas: la de Nuestra Señora de la Paz; la de San Pedro en nicho cavado en piedra viva; la del Máximo doctor San Jerónimo; y la de San Juan Bautista. Todo ello convertía al cerro en un circuito o Vía Crucis que terminaba en lo alto del cerro en la ermita del Santo Sepulcro, tras procesionar por una senda simulando el camino del Calvario.
La romería o procesión se estuvo celebrando al amparo de las Cofradías de la época, cada tres de mayo, festividad de la Santa Cruz, hasta el siglo XVII. Hoy en día, la joven cofradía Alcalaína del "Santísimo Cristo atado a la Columna y María Santísima de las Lágrimas y el Consuelo" pretende recuperar esta tradición de subida al cerro del Ecce Homo acompañados de una cruz, ya que era una de las tradiciones que conecta con la historia más antigua de Alcalá.(5.3)
Debido al estado lamentable de los restos de las ermitas que han llegado hasta nosotros, han sido incluidas en la Lista Roja del Patrimonio Complutense (5.4). Conforman parte de la historia recordando episodios tan simbólicos como la toma del castillo árabe, las romerías que se celebraban en el cerro o la fundación de las cofradías; y por ello deben ser conservadas.

6. CONCLUSION

La conquista del castillo de Alcalá la Vieja a los moros, por parte del arzobispo don Bernardo de Agen en el año 1118, quedó reflejada en las crónicas más antiguas como un suceso bélico.
Tras analizar trece menciones históricas del mismo suceso, vemos claramente que las citas más antiguas no hacen mención a ningún milagro ni prodigio celeste (Jiménez de Rada)
Trascurrido el tiempo, hasta el siglo XVI, la historia se empieza a adornar y complementar con relatos de la tradición, de transmisión popular y oral. Los textos recogen la aparición de una cruz en el cielo que ayudó a los cristianos en su lucha contra los árabes, y se cita la construcción de una ermita en el lugar del suceso (Antoine de Lalaing).
Con el paso de los años, el relato se fue adornando con tintes épicos y católicos a través de los falsos cronicones, con historias de dudosa credibilidad.
Poco a poco se empieza a difundir la fecha del 3 de mayo como día del milagro, pero todo hace pensar que se hace coincidir intencionadamente con la festividad cristiana de la Santa Cruz ("Adversarios" de Juliano).
Incluso en los "annales complutenses" se menciona que el arzobispo Bernardo de Agen fue ayudado por el mismísimo Cid Campeador en la toma del castillo, citando a la propia tradición oral, que mas bien parece fruto de la inventiva de los cronicones.
Y terminamos con el relato de Esteban Azaña, ya en el siglo XIX, citando a sus predecesores, lleno de patriotismo y heroicidad, con unos tintes épicos dignos de leer, tanto en la toma del castillo como en los asedios previos al combate.
Y así nos ha llegado hoy en día. Gracias a internet y a las bibliotecas con fondos digitalizados, podemos consultar las fuentes originales a través de nuestro ordenador.
¿Realmente se apareció una cruz en el cielo a los cristianos?. Pues seguramente sí, pero no sería ningún milagro, sino un prodigio celeste, un fenómeno atmosférico inusual, como la caída de un meteorito, con una luz blanca resplandeciente que iluminó lo alto del cerro del Ecce Homo, y cuya intensidad y brillo parecía una cruz, un gran punto luminoso en el cielo. Este mismo fenómeno de un meteorito desintegrándose lo podemos ver hoy en día en múltiples vídeos colgados en internet, y con un destello en forma de cruz.
Este suceso se mantuvo en la tradición popular durante varios siglos, hasta que fue recogido en relatos escritos. Se le asignó intencionadamente una fecha, la de la festividad cristiana de la Santa Cruz. Posteriormente, su contenido fue manipulado y retocado a favor de intereses religiosos y políticos de cada época, hasta convertirlo en una batalla épica con tintes nacionalistas frente a los infieles.
Un claro ejemplo de cómo la historia se moldea según los intereses de cada cronista. Hoy en día, seguro que habrá alguien que lo interprete como la aparición de un ovni, una nave extraterrestre, en la lejana Edad Media.


Historia de Alcalá

Leyendas de la ciudad

Historia del castillo

Patrimonio perdido

LAS ERMITAS, LAS COFRADIAS Y LA ROMERIA

Menciones históricas

Rodrigo Jiménez de Rada

Anales toledanos

Antonio de Lalaing

Florián de Ocampo

Ambrosio de Morales

Juan de Mariana

Falsos Cronicones

Francisco de Pisa

Prudencio de Sandoval

Anales complutenses

Miguel de Portilla

Pascual Madoz

Esteban Azaña